Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Los que me seguís en redes ya habréis visto que la mayoría de las veces las utilizo como un desahogo mental -mi padre, que es de la Vega Baja, diría que “hago el zanguango”- (y este señor siempre tiene mucha razón), pero no es porque no me considere una persona seria. Más bien prefiero dejar la corbata para reuniones con altos ejecutivos o vergonzosos striptis en cenas de empresa, pero eso es otra historia. Aprovechando que hoy llevo la corbata flojita, rollo “a por churros con resaca”, voy hablaros de la similitud entre mi cerebro, tu cerebro y el de los lagartos.

Según expertos del tema, el conjunto del tronco del encéfalo y el cerebelo forman un área que se llama Complejo-R o “Cerebro Reptiliano” llamada así por ser la zona común que tenemos con los reptiles y, por extensión, una de las partes de nuestro cuerpo más antiguas evolutivamente hablando. Sus funciones corresponden al control del comportamiento, las emociones básicas y el instinto de supervivencia. Lo que viene a ser la zona del Miedo.

Básicamente los antepasados de nuestros antepasados inventaron el Miedo para evitar que los tigres de la selva no les mordieran el culo, por lo que puede ser útil para muchas cosas. Hoy día los tigres son mascotas ilegales de toreros, tatuajes de futbolista y cuadros de restaurante chino, siendo ahora otras cosas las que nos dan Miedo. Algunas justificadas, pero la mayoría no tienen dientes, son abstractas o pequeñas. Muy pequeñas.

Lo peor del Miedo es que brilla y es gratis, y como las cosas gratis que brillan atraen mucho, te acabas llevando del super todo el que cabe en el carro. Llegas a casa y te das cuenta de que demasiado miedo en la despensa de la cabeza deja sin espacio a otras cosas, como la Alegría, la Esperanza o el Sentido Común. Y ahí te quedas, con demasiado Miedo y pidiendo más por Glovo, que nos conocemos ya.

Hoy día los tigres son mascotas ilegales de toreros, tatuajes de futbolista y cuadros de restaurante chino. Las cosas que ahora nos dan miedo no tienen dientes, son abstractas o pequeñas. Muy pequeñas.

Es inevitable tener Miedo, todos lo tenemos. Quizá dependerá del carácter de cada uno o como le influye su entorno el hecho de tener más o menos, pero hay que resistir la tentación de acaparar más de la cuenta y guardar solo el justo para ser prevenido. Durante estos días que andamos viviendo algo extraordinario y debemos hacerlo en la quietud de nuestro hogar, hay que saber regular bien la información que llega y evitar el exceso informativo. La mente necesita reposar con otras actividades, trabajo u ocio. Y si lo llevas bien, cuida de quien no sea capaz de hacerlo. Sobre todo si son tus mayores. Y que el resto de la despensa de tu mente lo llenes con mejores emociones.

No seas lagart@ y #quedateencasa.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.